Logotipo de abogado laboralista en Zaragoza
Pida una cita
CONTACTE CON NOSOTROS

Abogado laboralista en El Burgo de Ebro

¿Está pensando en abandonar su pacto con la empresa en donde trabaja? Simplemente recuerde que usted como operario puede hacerlo en cualquier momento sin interesar el tipo de contrata que le una a la entidad. Tal medida tomada requiere dos reglas a cumplir:

- Antes de habérselo comunicado a la entidad, no puede desasistir a su su compromiso laboral.

- El jefe debe de quedarse al margen de la decisión tomada por el jornalero. Debería de ser una decisión voluntaria y libre.

Si las relaciones entre la entidad y asalariado empeorasen, hubiese parte del salario pendiente de ingreso y el director obligase al jornalero a refrendar una baja voluntaria, el productor deberá renunciar tal propuesta asiduamente y no firmarlo así como nunca jamás el asalariado deberá de solicitar la baja voluntariamente. Ante tal circunstancia se buscarán acuerdos permitidos en las que el empleado no se vea apenado y así poder recaudar las ayudas correspondientes y no hubiese obstáculo alguno a la hora de pedir el paro.

La aclaración la presentará el trabajador al amo a través de una carta y duplicada siempre, ya que 1 de las notificacione será para el obrero que tiene que ser aprobada por la empresa y la otra notificación será para el gerente. En el posible caso que el gerente se negase a acuñar la carta el asalariado puede remitirla por burofax.

La notificación a la empresa, fuera de si el empleado se encuentra en el período de prueba, se hará con el adelanto que impone el Convenio Colectivo o si ha habido cierto pacto al rubricar el acuerdo de trabajo. Si no hubiese ni documento, ni plazo de preaviso el plazo será de 15 días que es lo que dictamina el Estatuto de los Trabajadores.

Habrá que entender que si el jornalero no cumple con el tiempo reglamentario de previo aviso la fábrica tiene permiso para descontarle del de la ayuda los días que falten o también podría solicitárselos en el hipotético caso en el que el finiquito fuese más reducido que el descuento.

El asalariado no debe de olvidar que puede renunciar a la baja voluntaria que había presentado aunque se halle en la etapa de preaviso ya que el compromiso laboral, entre obrero y amo, sigue actualizado.

La oferta de liquidación final será entregada al operario al finalizar el trabajo en una compañía de trabajo. Si el trabajador está disconforme con tal oferta deberá de rubricarla, sellarla y poner descontento con tal propuesta. De este modo el jornalero no cobraría su paga pero si podría exigir lo que el director le tiene que pagar.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE