Logotipo de abogado laboralista en Zaragoza
Pida una cita
CONTACTE CON NOSOTROS

Abogado laboralista en Berdejo

¿Está pensando en abandonar su convenio con la fábrica en donde trabaja? Únicamente recuerde que usted como jornalero puede hacerlo en todas las ocasiones sin interesar el tipo de contrata que le una a la empresa. Tal decisión tomada requiere 2 normas a cumplir:

- En ningún momento sin habérselo comunicado a la entidad, no puede dejar su puesto laboral.

- El empresario debe de continuar al margen de la idea tomada por el proletario. Siempre debe de ser una idea voluntaria y independiente.

Aunque la fábrica obligase a visar la baja voluntaria al trabajador, éste deberá desistir en todo momento así como jamás el asalariado deberá de solicitarla libremente bajo ningún concepto aunque las relaciones laborales no sean iguales, hayan variado, haya algún sueldo pendiente de cobrar o hubiese habido malas relaciones. Existen mejores maneras de solventar tal situación sin que el proletario salga perjudicado y sea capaz de perder toda recompensa económica constitucional y así evitar situaciones difíciles a la hora de pretender la ayuda.

El mejor procedimiento de revelarlo a al gerente es hacerlo por apunte escrito y siempre por repetición. Así un documento será para el jefe y la otra notificación para el proletario la cuál debe de ser sellada por el empresario. Si por cualquier justificación el amo no quisiese acuñar la comunicación escrita, el trabajador puede mandarla por burofax.

Dicha comunicación escrita menos si el operario se hallase en la etapa de prueba, habrá que hacerlo con la de preferencia que se indica en el Convenio Colectivo o si se garantizó algún tipo de acuerdo al firmar el contrato de trabajo. Si no hubiese plazo de preaviso, ni en el documento, ni acuerdo en el estatuto serán 15 días que es lo que exige el Estatuto de los Trabajadores.

Se debería de saber que si el jornalero no cumple con el período legal de previo aviso la empresa tiene permiso para descontarle del finiquito los días que incumplan o bien puede solicitárselos en aquel caso en el que la ayuda fuese más reducido que el descuento.

El empleado no debería de ignorar que puede apartarse de la baja voluntaria que había propuesto aunque se halle en el período de previo aviso ya que el contrato laboral, entre trabajador y fábrica, sigue siendo valedero.

El último día de trabajo el gerente deberá de presentar al asalariado la supuesta paga final correspondiente al cese laboral. Si el obrero por distintos motivos estuviese disconforme tendrá que rubricarlo autentificarlo y poner no conforme. Si ocurriese todo esto el empleado quedaría exento de recibir su prestación aunque si puede reclamar lo que la entidad le tiene que ingresar.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE