Logotipo de abogado laboralista en Zaragoza
Pida una cita
CONTACTE CON NOSOTROS

Abogado laboralista en Artieda

Usted siendo obrero en una empresa debe de estar al tanto de que en cualquier instante puede renunciar a su actividad sin importar el tipo de compromiso que el productor haya firmado. Solamente tendrá que saber 2 condiciones: la 1ª informar al director la decisión tomada y en 2º lugar que en tal medida tomada la entidad esté alejado y el trabajador nunca se hubiese sentido coartado en ninguna circunstancia.

Para que el trabajador conserve su derecho a recibir la correspondiente recompensa y pueda gestionar el paro, de ninguna manera el trabajador deberá de pedir la baja voluntaria aunque fuera deseo de la fábrica como bajo ningún concepto deberá de solicitarla individualmente a pesar de que los compromisos laborales sean diferentes, haya impagos en la paga mensual o haya altibajos en la afinidad. Habrá que rebuscar otras elecciones en las que el empleado no tenga las de perder, pueda cobrar la prestación correspondiente y no halle ningún incoveniente en el momento de solicitar el paro.

El mejor proceder de avisarlo a al jefe es hacerlo por documento y siempre con copia. Así una carta será para la entidad y la otra notificación para el asalariado la cuál tiene que ser firmada por el director. Si por cualquier pretexto el jefe no quisiese firmar la copia, el productor puede mandarla por burofax.

Dicha comunicación escrita exceptuando si el obrero se hallase en el período de prueba, habrá que realizarlo con la de preferencia que se obliga en el Convenio Colectivo o si se aprobó algún tipo de pacto al firmar el convenio laboral. En el caso que no existiera plazo de preaviso, ni en el ajuste, ni acuerdo en el contrato serán quince días que es lo que decide el Estatuto de los Trabajadores.

Se tiene que pensar que si el empleado incumple con el tiempo establecido de previo aviso el jefe tiene autorización para descontarle del de la liquiación los días que incumplan o inclusive podría exigírselos en el supuesto caso en el que la ayuda fuese más pequeño que el descuento.

También tendría que saber el operario, es que mientras tanto esté en el tiempo de previo aviso, el arreglo continuará actualizado pudiendo éste todavía abandonar la baja voluntaria que ha comentado.

Al acabar el trabajo el jefe deberá de anunciar al trabajador la supuesta retribución correspondiente baja laboral. Si el obrero por diferentes motivos estuviese descontento tendrá que firmarlo autentificarlo y poner insatisfecho. Si ocurre todo esto el jornalero quedaría exento de ingresar su paga aunque si puede exigir lo que el director le debe.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE